miércoles, 5 de agosto de 2015

La experiencia...Perú...día 19

Día 19 – Líneas de Nazca y oasis de la Huacachina
A pesar de que el autobús se retrasó una hora y llegamos a Nazca a las 7.15, íbamos con tiempo de sobra porque hasta las 8 no teníamos la reserva para el sobrevuelo y, además, las oficinas de Aeroparacas (la compañía con la que decidimos hacerlo click) estaba al lado de la  estación de autobuses.

En dichas oficinas dejamos las mochilas, cogimos lo imprescindible y nos llevaron en furgoneta hasta el aeródromo. Cuando llegamos ya había bastante gente y nos tuvieron esperando bastante tiempo. Nosotros volamos en 2 tandas porque los 6 no podíamos ir juntos, primero lo hicimos Alberto y yo con otros 3 chicos y después el resto con un chico más.
Here we go!!
Sólo puedo decir que para mí el sobrevuelo fue de las mejores experiencias de todo el viaje, quizás fue porque no daba un duro por ello y luego la realidad fue que me encantó. No sólo por las figuras, que se veían impresionantemente bien, grandes y perfectamente definidas, si no por el propio vuelo en avioneta. Fue genial, a pesar de lo carete que es!!! ^_^
Hola astronauta...
Hola mono...
Hola colibrí :)
Entiendo que si alguien tiene vértigo o le sale un día con muchas turbulencias pues lo pueda pasar mal, pero nosotros tuvimos un día perfecto, sin viento, sin movimientos extraños y súper clarito para verlo todo perfecto!!

Nuestros certificados!! Y no olvidéis sellar vuestro pasaporte ;)
De vuelta en Nazca nos fuimos a desayunar y decidir qué hacer: intentar visitar alguna de las cosillas que había en los alrededores (las pirámides de Cahuachi, el cementerio Chauchilla con tumbas de la cultura ica-chinca y los acueductos de Cantallo) o irnos directamente al oasis en transporte privado. Al final decidimos irnos directamente para descansar y porque la logística para el visiteo estaba un poco complicada.

Tardamos unas 2 horas en llegar hasta Ica y unos 20 minutos más hasta el hotel que estaba en el propio oasis. Una vez hecho el ckeck-in nos fuimos a contratar la excursión de los buggies para poder aprovechar cuanto antes la maravillosa piscina del hotel click
Allí estuvimos hasta que nos fuimos a la excursión, de hecho comimos allí y todo!! Se estaba taaaaan agustito!!!
Como para movernos de aquí jajaja
A la vuelta de los buggies (te lo cuento en la anécdota del día) nos fuimos a dar una vuelta al oasis para buscar algún sitio interesante para cenar, la piscina estaba todavía abierta pero empezaba a refrescar y no nos apetecía mucho.

Lo que comimos
El desayuno lo hicimos en una cafetería enfrente de la estación de autobuses de Nazca, Mom’s Café (c/Lima 168A). Estaba totalmente orientada al turismo y la estética se la veía muy diferente a una típica cafetería. Tenía bastante variedad de cafés, zumos, sándwiches, tortillas y desayunos completos. Casi todos cogimos desayunos completos (café/té, zumo natural y tortilla/huevos) que por precio era lo que mejor convenía y porque teníamos hambre jejejeje además aquí tomamos el mejor zumo de papaya de todo el viaje!! 5 desayunos completos + 1 café + 1 tortilla, 92.50PEN.

Como te he comentado antes la comida la hicimos en el propio hotel porque el servicio de habitaciones (incluido y sin coste) nos lo servía en la piscina. Tomamos 6 sandwiches, todos ellos con patatas, y 12 cervezas de tercio por 178PEN.

Por la noche nos costó encontrar un sitio que nos convenciera. Casi todos los restaurantes estaban enfocados a un turismo americano y estaban preparando barbacoas típicas. Menos mal que al final encontramos un sitio un poco más peruano al lado del hotel. Se llamaba Sol de Ica y tenía bastantes guisos de pescado, los que probamos estuvieron bastante ricos. Total 138PEN.

La anécdota del día
Evidentemente lo más divertido del día fue la excursión de buggies y el sandboard ^_^
A las 16.00 nos adentramos en uno de los desiertos más secos del mundo que, en realidad, se convirtió en un parque de atracciones!!
Bueno, qué, lo compramos o no lo compramos?? ^_^
Con el buggie las dunas eran montañas rusas, era muuuuy guay subir casi verticales para después bajarlas a toda leche gritando jajajajaja menos mal que los conductores, al menos el nuestro, era gente experimentada para convertir la experiencia en genial y segura!!
 
'Riaño, como vas??...Agarrao' jajajajaja
Intercalábamos las dunas con el sandboard jejeje era muy divertido deslizarte por la duna a toda leche…tragando kilos de tierra también hay que decirlo jajajaja menos mal que fuimos precavidos y nos llevamos un pañuelo para taparnos la boca :D…nosotros fuimos unos niños buenos y obedientes y seguimos las recomendaciones de tirarte bocaabajo de nuestro conductor, porque resulta que había mucha gente que se tiraba de pie sin tener ni idea, pensando que es igual que el snowboard, y acababa con una clavícula fracturada, así que little eye, queridos míos!!
Estaba muuuy divertido!!
Rematamos la tarde con una puesta de sol maravillosa sobre las dunas, relajados y disfrutando del atardecer.
Preciosa puesta de sol...
Que estamos muuu locoooos!!!
Gastos
Exceptuando los gastos de las comidas, el hotel, las excursiones y el transporte que puedes localizarlos desde los links de esta entrada, no tuvimos ningún gasto extras más.

4 comentarios:

  1. Como nos lo pasamos con los Buggies y las tablas, fue uno de los mejores días!! Y el desierto era espectacular!! :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente cierto!! fue uno de los mejores días!! :D

      Eliminar
  2. me encantaba ir de pequeña allí!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego que el desierto es un sitio especial :)

      Eliminar